Si hay algo que ha quedado bastante claro tras cientos de vídeos de ataques con drones, en especial los FPV, es que estos han tenido un impacto significativo en la Guerra de Ucrania. Pero, ¿pueden sustituir los drones a la artillería? Para algunos, el impacto de estos vídeos, ha conseguido distorsionar la imagen real de la guerra. Es la fuerza de la imagen, como explicamos en otro artículo.

Los drones FPV son más baratos y maniobrables que otros cuadricópteros comerciales y permiten ataques más allá de la línea de visión, como detrás de coberturas, en trincheras y dentro de edificios o maniobrando en el interior de las propias trincheras. Si antes se necesitaba estar justo en la vertical del objetivo a atacar para arrojar la munición, los drones FPV sortean las defensas enemigas. En un rol secundario, gracias a un casco que muestra un video en directo desde la cámara del dron, pueden ser efectivos para ISR (Inteligencia, Vigilancia y Reconocimiento) en tiempo real, evaluación de daños de batalla y corrección de fuego para unidades de artillería.

Drones FPV ucranianos entrando en instalaciones rusas y volando en el interior, para realizar un ataque con una precisión con la que antes era imposible.

Aunque los drones FPV llevan menos carga explosiva que un proyectil de artillería y tienen limitaciones, como una carga útil más pequeña que los cuadricópteros convencionales (normalmente alrededor de 1 kg), han sido utilizados efectivamente contra personal enemigo y objetivos tales como puestos de observación, de mando, posiciones de artillería, etc. Y a pesar de su sencillez, los ingenieros ucranianos los han adaptado para ser más resistentes a la guerra electrónica. Los hemos visto volar en entornos electromagnéticamente severos con pérdida importante de la señal.

Ucrania ha aumentado significativamente el uso de drones FPV, con las fuerzas ucranianas utilizando drones FPV al menos tres veces más frecuentemente que las tropas rusas en septiembre de 2023. El aumento del uso de drones kamikaze FPV en combate por Ucrania (al menos 25 veces entre febrero y septiembre de 2023) reflejó un cambio estratégico hacia la utilización de estos activos para compensar los altos costos de drones más sofisticados y la escasez de munición de artillería. Los cuadricópteros de mayor tamaño no tienen una tasa de éxito/supervivencia por misión significativamente mayor al de un FPV. Por tanto, ante drones que deberían de ser para múltiples usos, al final acaban aguantando 2 salidas como mucho

Además, las fuerzas ucranianas han estado desarrollando y fabricando munición específicamente para drones FPV, incluyendo municiones de metralla diseñadas contra el personal enemigo. De este modo, Ucrania ha podido ser más autónoma a la hora de producir munciones inteligentes, y poder paliar en parte la escasez de artillería. Este desarrollo de drones FPV y sus municiones ha sido un esfuerzo colaborativo entre ingenieros, militares y voluntarios en una estructura descentralizada. Por contra, Rusia ha centralizado dicha producción estatalmente.

La artillería, la reina del campo de batalla

Debido a la fuerza de la imagen, los drones, ya sean FPV, o arrojando múltiples municiones sobre personal y vehículos, han copado un protagonismo desproporcionado. Da la sensación que son un sustituto de la artillería. Pero por muchas razones esto no es así:

Potencia Explosiva

La onda expansiva y la destrucción causada por un proyectil de artillería son considerablemente mayores que las de un drone FPV​​. Y no estamos contando la energía cinética que le permite atravesar fortificaciones. Solo un drone de mayor tamaño, como los R-18 de Aerorozvidka, u otros modelos con diferentes soluciones, pueden llegar a compararse. Algunos de ellos llevan hasta 6 municiones de morteros de 81mm, pero a costa de reducir su radio de acción, y son bastante lentos. Pero una pieza de artillería aporta un volumen de fuego mucho mayor, ya que puede disparar varios proyectiles por minuto, en lo que el drone tarda en llegar y descargar, si es que llega…

Drone lanzando 6 morteros de 81 mm
Drone lanzando 6 morteros de 81 mm. Imágenes como estás y vídeos impactantes, han planteado la pregunta de si pueden sustituir los drones a la artillería.

Tiempo de Respuesta

Aquí nos referimos en lo que tarda en llegar el efector al objetivo desde que se da la orden. En principio, el complejo de reconocimiento-fuego de un drone no es muy diferente al de una pieza de artillería. Al fin y al cabo, en ambos casos es un drone el que proporciona la inteligencia. Puede parecer una obviedad, pero los drones tardan más en llegar al objetivo en comparación con la artillería. Un proyectil de artillería viaja a una velocidad de 830 m/s, llegando en pocos segundos o decenas de segundos a su objetivo. Por el contrario, el dron necesitaría minutos para llegar al mismo sitio​​.

Alcance

A pesar de su efectividad y precisión, está no se puede llevar más allá de la línea cero o cerca de ella. Un cuadricóptero normal vuela a una distancia de 2 a 2,5 km, mientras que los más caros y avanzados de 7 a 10 km. Un obús de 155 mm dobla o cuadriplica esa cifra. Los drones, por tanto, carecen de profundidad en el ataque.

Resistencia a las interferencias

Durante el trayecto hasta su objetivo, pueden ser susceptibles a la guerra electrónica. Aunque hay formas de mitigar esto ajustando las frecuencias de control y transmisión de imagen, finalmente el 90% de los drones se perdieron. Por contra, la artillería no puede ser interferida de la misma manera, salvo en los proyectiles guiados por GPS. Aún así, proyectiles como el M982 Excalibur disponen de guiado GPS y el respaldo de la guía inercial. 

Drone FPV ruso derribado por la guerra electrónica ucraniana.

Capacidad todotiempo

Relacionado con la capacidad de llegar a su objetivo, es que los obuses pueden ser disparados en todas las condiciones meteorológicas o de noche​​. Con introducir la posición a atacar, basta. Un drone de pequeño tamaño se ve muy afectado por el viento, y más al ir cargado. También, sin visibilidad, no se puede volar, y de noche si cuenta con los medios adecuados, que encarecen el aparato.

Lo que dicen los ucranianos

Según Roman Holodivskyi, comandante de la batería de la 43ª Brigada de Artillería de Ucrania, “Hay una razón por la cual, hasta el día de hoy, nuestra infantería pide apoyo de artillería, no apoyo de drones FPV. La explosión, la onda expansiva, todo tiene un importante efecto desmoralizador sobre el enemigo, y la artillería puede hacer muchas cosas que los FPV no pueden”.

El testimonio anterior puede estar condicionado debido a que un militar suele defender su arma, y se va a resistir ser reemplazado. Pero es que la opinión de Mykola Volokhov, jefe de la unidad de reconocimiento aéreo Terra de la 3ª Brigada de Asalto, es la misma. Dijo así en una entrevista para Defence Express:

«Los drones FPV son una herramienta altamente efectiva pero situacional. Después de todo, el mortero disparará con nieve, lluvia y niebla. Por supuesto, la precisión disminuirá en condiciones climáticas adversas, pero disparará. No existe una panacea y el éxito se logra mediante la sinergia entre diferentes ramas del ejército, diferentes medios y, por supuesto, con buenas tácticas. Por lo tanto, ningún dron sustituirá a los morteros«.

Conclusión

Para finalizar, la artillería y los drones no funcionan de forma aislada, sino que se complementan entre sí. Los drones aumentan en mucho la efectividad de la artillería al proporcionar inteligencia en tiempo real y corrección de fuego. Aunque los drones FPV aportan ventajas significativas en términos de costo, precisión y capacidad de ser construidos localmente, no reemplazan la capacidad de artillería en términos de poder de fuego, efecto inmediato y alcance operacional. Los drones FPV actúan más como un complemento más en el campo de batalla, aportando capacidades que la artillería no posee. Por supuesto, tampoco es un sustituto del apoyo aéreo cercano, al igual que la artillería tampoco lo es, aunque pueda ser un parche.

Por tanto, ante la pregunta inicial de si pueden sustituir los drones a la artillería, la respuesta es clara, no.

Deja una respuesta